Tu empresa enferma cuando…

sick

Tu organización tiene aciertos y fracasos como todas! Las personas se equivocan y por lo tanto una empresa sufre consecuencias. A no desesperar, es normal y todo tiene solución.

El problema es cuando no hay un mapa de ruta claro o cuando los mandos hacen que su conflicto repercuta en la empresa impidiendo su desarrollo. La gestión de personal debe estar libre de enfermedades como:

a. Rotación y movilidad: generar una buena marca empleadora es indispensable y el empleado está contento de hacer y pertenecer; si no, se siente exprimido y, por lo tanto, se va o se queda sin compromiso.

b. Hincapié en resultados cortoplacistas: lo cual disminuye la calidad, ahuyenta clientes, desmotiva empleados y genera mal clima; desmotivando y desalineando los mandos. La excelencia en la gestión y la calidad es un reto rentable a largo plazo.

c. Inconstancia y modificaciones continuas: la conducta errática produce pérdidas en los recursos, la credibilidad y el esfuerzo.

d. Evaluación de rendimiento y méritos: las cosas están relamente mal cuando se culpa a los rangos inferiores en la estructura. Es importante responsabilizarse entre todos, disponer una comunicación fluida, delegar y no escatimar en recursos. Trabajar en forma de red es mejor que la burocracia y que esconderse en la jerarquía.

e. Gastos médicos muy altos: cuando los trabajadores están bajo excesiva presión y en convivencia en un mal clima, aumentan los accidentes y las enfermedades y, por ende, se incrementan los gastos salariales de la organización.

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>